Monseñor Miguel Cabrejos, presidente de la Conferencia Episcopal Peruana y Presidente del Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM), saludó el pasado lunes 12 de agosto a todos los jóvenes de América Latina y el Caribe, con motivo del Día Internacional de la Juventud. “Ustedes son agentes fundamentales para la humanización y el cambio social del presente y del futuro. Su ímpetu y tenacidad, fortalece y ayuda a seguir construyendo un mundo más digno para todos”, afirmó.

Asimismo, el arzobispo de Trujillo sostuvo, en la línea del último Sínodo de la Juventud realizado en Roma en octubre del año pasado, que tenemos que estar del lado de los jóvenes y de sus anhelos. “Caminemos juntos, unamos ideales y sueños para seguir trabajando por una sociedad inclusiva, justa, solidaria, sin corrupción, cuidando nuestra Casa Común y atendiendo especialmente a los más débiles y excluidos. No se dejen robar la esperanza. Ustedes son el ahora de Dios, el rostro de Cristo joven”, sostuvo.

En 1999, la Asamblea General de las Naciones Unidas designó el 12 de agosto como el Día Internacional de la Juventud, una celebración anual que busca promover el papel de los jóvenes como socios esenciales en los procesos de transformación y generar un espacio para generar conciencia sobre los desafíos y problemas a los que estos se enfrentan. Actualmente, existen en el mundo 1800 millones de jóvenes entre los 10 y 24 años de edad. Es la población juvenil más grande de la historia, según la ONU.

 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.