El presidente del Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM), monseñor Miguel Cabrejos Vidarte, se ha dirigido a toda América Latina y el Caribe en una carta emitida el pasado 1 de abril, con motivo de la pandemia del coronavirus.

En el mensaje titulado ‘Fe, esperanza y misericordia frente al COVID-19’, monseñor Cabrejos se muestra preocupado por la seguridad ciudadana ante la propagación del coronavirus. Ante ello, ha declarado que la solidaridad, base del catolicismo, debe demostrarse a través del “respeto de las medidas vinculadas al aislamiento físico y social”, pero sin dejar de cuidar al prójimo.

Rechazando la indiferencia y el miedo ha recomendado en su mensaje “permitir que Dios toque y sane nuestras heridas, para transformarnos y renovarnos interiormente”. En la misma línea, ha negado que la pandemia se trate de un castigo o asunto divino, expresando, al contrario, que nos interpela para que busquemos soluciones. “Es el momento de nuestro juicio, de separar lo que es necesario de lo que no lo es”.

Citando al Papa Francisco en sus últimas intervenciones desde una Plaza de San Pedro desierta, Cabrejos ha propuesto reconocer el error de la dualidad en nuestras sociedades. “El Santo Padre señaló que nos hemos acostumbrado a grandes desigualdades”, apunta el texto, “a costa de los pobres” y de dejar al planeta “gravemente enfermo”.

El presidente del CELAM, por último, ha invitado a mantener la esperanza, deseando que, cuando la emergencia concluya, sea “posible una nueva armonía y la restauración de los ecosistemas”.

Puede leer el documento íntegro del CELAM haciendo clic en el siguiente enlace: Mensaje de esperanza del CELAM frente al coronavirus



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.