Nuestra sociedad depende, probablemente más de lo que muchos de nosotros imaginamos, del duro trabajo de la gente del mar y de sus familias que tienen que enfrentarse no solo a los peligros de la naturaleza -tormentas, huracanes, etc.- sino también a las amenazas, como la piratería.

El Papa Francisco resume muy claramente la importancia de la labor de marineros y pescadores: “Sin la gente de mar, la economía se detendría”.

“La vida del marinero, del pescador y la de sus familias es muy dura. A veces está marcada por el trabajo forzado o por ser abandonados en puertos lejanos. Además la competencia de la pesca industrial y la contaminación, hacen su trabajo todavía más complicado. Sin la gente de mar muchas partes del mundo sufrirían hambre. Recemos por todas las personas que trabajan y viven del mar, entre ellos los marineros, los pescadores y sus familias”, nos dice Francisco.

El Video del Papa difunde cada mes las intenciones de oración del Santo Padre por los desafíos de la humanidad y de la misión de la Iglesia.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.